Buscar

Luis Pablo García Coronado

la vida deportiva de un tipo "normal"

Etiqueta

Rodilla

Síndrome del pasillo

Photo by Wallace Chuck on Pexels.com

El confinamiento ha creado entre otras muchas cosas una nueva patología en el mundo de la traumatología y la fisioterapia.


Se ha denominado “síndrome del pasillo” y viene motivada por los runners que no han aguantado sin correr durante el confinamiento, y han corrido en el pasillo de su casa, o haciendo circuitos en el salón y por diferentes rincones.


El ritmo de carrera al que obliga este espacio, junto con los constantes giros, provoca muchas lesiones articulares, sobretodo en rodilla, pero también afecta a tobillos y caderas.


Los meniscos posiblemente sean los más afectados por estos giros constantes, pero también se han observado lesiones musculares y tendinosas.


Correr en el sitio ha sido otra tendencia que hemos podido observar. Este método, puede afectar más a tobillos, y huesos del tarso, aunque al ser un gesto muy repetitivo, con poco recorrido articular en caderas y rodillas también afecta a estas articulaciones.


El problema de estas pequeñas o grandes lesiones, que a lo mejor no han presentado aún una gran clínica, en otros casos si, será el examen que tendrán que pasar a partir del 2 de mayo, si se permite salir a correr, ya que el haber entrenado y acostumbrado al cuerpor a esta actividad, con la sobrecarga que ha provocado en estas articulaciones, es una bomba de relojería, y podrá ser un buen momento para traumatólogos y fisioterapeutas.


Un 35% de la población ha reconocido que ha hecho más ejercicio durante el confinamiento que en su vida normal, en muchas ocasiones sin control.
Veremos como el desconfinamiento afecta también a nuestro aparato locomotor, por si acaso, fisioterapeutas, vayan abriendo sus clínicas.

El extraño caso de mi rodilla

Cuando tenía 14 años, haciendo las salvajadas propias de un niño de 14 años, me hice daño en una rodilla, dando un salto superior a mis posibilidades, cuando caí, me hice añicos la rodilla, y me rompí el ligamento cruzado anterior de la rodilla derecha.
Me dijeron que no debería hacer deporte hasta que terminara mi crecimiento y entonces operarme. No entendí muy bien eso, era una persona igual de activa que lo que soy ahora y pensar que no podría hacer deporte en tanto tiempo, me causaba malestar. Así que probé a hacer deporte y vi que no pasaba nada, si es verdad que la rodilla derecha era diferente a la rodilla izquierda, pero nunca tuve ningún problema.

Seguí así bastantes años, hasta que hace 8 años jugando un partid de fútbol se me retorció la rodilla, y ahí amigos, empezaron los problemas, ya no caminaba igual, ya no corría igual, ya no podía jugar al fútbol…, y decidí hacerme una rápida operación de rodilla, una artroscopia, para limpiar la articulación,y quitar un trocito del menisco externo.

Esta operación me vino bien para liberar la rodilla y volver a hacer deporte con normalidad, pero no tenía ligamento cruzado desde hace muchos años, y la verdad es que muy quieto no estaba.

Hace 5 años empecé a tener inestabildad en la rodilla, sólo deportiva, pero llegué a tener hasta hace poco uno al mes, con sus consiguentes traumatismos en la rodilla.

El Dr Estévez fue tajante, operate, o la rodilla no tiene salvación. Ya sé que no tiene salvación, aunque me opere, entonces me reté, vale, me opero, pero para conseguir algo con ella, para buscar mis límites de fisiología del ejercicio y probarme hasta donde llego.

Me operé el 12 de enero de 2012, he acelerado todos los plazos habidos y por haber gracias al pilates y la fisioterapia, empecé a correr a los 2 meses, y la evolución fue tan positiva que me atreví hacer un duatlón popular a los 3 meses de la operación en el que quedé décimo.

Esta semana, a punto de cumplir los 4 meses me la he tomado de descanso para ganar unos pocos grados de extensión que me quedaba, ya partir de la semana que viene, me pongo manos a la obra para conseguir los mayores retos físicos a los que un hombre normal se puede enfrentar,y lo quiero contar todo a través de este medio.

Sígueme y no te aburrirás.

Sitio web ofrecido por WordPress.com.

Subir ↑