Buscar

Luis Pablo García Coronado

la vida deportiva de un tipo "normal"

Etiqueta

cerebro

Es el móvil el nuevo tabaco?

Photo by Arun Thomas on Pexels.com

Esta mañana me he despertado con el siguiente post de Cristina Mitre:

“Dice Carlos López-Otín que “menos del 10 % de los tumores malignos proviene directamente de mutaciones heredadas de nuestros progenitores”. Hay factores de riesgo que están en nuestras manos controlar y el tabaco es uno de ellos. Fumar es una “aberración”, dice quien ha estudiado el genoma de cientos de enfermedades. Y con este post no busco culpabilizar a los fumadores, todo lo contrario. ¡Buscad ayuda! El tabaquismo provoca cáncer (entre otras muchas enfermedades) y de esto SÍ hay evidencia suficiente”

Yo creo que desde hace muchos años, todos tenemos claro que el tabaco no es nada beneficioso para la salud, si no todo lo contrario, un hábito en el que además coinciden la mayoría de los fumadores, y que son estos, los que se vuelven más anti tabaco cuando consiguen dejarlo, quizá por que son mas conscientes de lo malo que es, una vez que han pasado con él.

Pero comento esto, por que en relación con este post, justo esta mañana he escuchado también, que el móvil es el nuevo tabaco, que antes los fumadores, lo último que hacían antes de acostarse era fumarse un cigarro, y era lo primero que hacían también.

esto está claro que es una costumbre malísima, llenar los pulmones de tabaco nada más despertarse, o para meterse en la cama, me revuelve el cuerpo sólo de pensarlo.

Esto, podemos confirmarlo, por que los pulmones son algo tangibles, y que vemos directamente lo perjudicial que es para la salud, pulmones negros, tos, y enfermedades.

Pero qué pasa con el uso de los móviles? Es normal la tendencia y el uso que de él hacemos? Es normal que sea lo último que vemos cuando nos metemos en la cama, y que sea lo primero que vemos cuando nos despertamos?

Y en busca de qué? muchos serán por temas de trabajo, otros por información, y otros por las RRSS.

Pero cómo está afectando esto a nuestra cabeza? a nuestro cerebro? a nuestra consciencia? a nuestro día a día?

Los que piensen que es normal y que no pasa nada, que es simplemente un hábito, a lo mejor se deberían tomar un café con un ex fumador, y a ver si coinciden los pensamientos de estos dos hábitos.

El problema es que nuestro cerebro no es tan “tangible” como los pulmones, y no podemos ver ni medir los daños que nos estamos provocando con ciertas tendencias, hasta que veamos los resultados finales.

Soy defensor del móvil, de las nuevas tecnologías, de las RRSS, y de todo lo que nos aporta, y lo que nos va a venir en el futuro, pero creo que es fundamental que empecemos a medir el uso que de ello hacemos, por nuestra salud, y la salud de futuras generaciones.

Entrenar con la imaginación

_80_8173

Llamamos entrenamiento, a cada momento en el que nos ponemos la ropa de deporte y nos lanzamos a la calle o a nuestro sitio de entrenar o practicar deporte, para realizar el acto de entrenar.

Hemos empezado a oír cosas sobre el “entrenamiento invisible” haciendo referencia normalmente a la alimentación y al descanso.

Pero y si empezamos a hablar de “entrenamiento con la imaginación”?

Es una realidad que con la visualización y la imaginación activamos esas mismas zonas en nuestra corteza cerebral, que cuando hacemos el gesto físico real. Sobre esto ya no hay duda, por lo que “algo” podemos estar alterando o creando, cuando nos imaginamos algo relacionado con el deporte que practicamos.

Parece esto, mucho más fácil de creer cuando son deportes que llevan asociado algún gesto técnico, como la natación, el golf, el tenis…. Visualizar e imaginar el golpe perfecto, la brazada perfecta, parece que tiene efecto en nuestra corteza cerebral, y aumenta las posibilidades de que así lo hagamos.

Pero y por que no entrenar el entrenamiento perfecto, el objetivo, el ritmo perfecto, el estado perfecto…

Imaginarnos estas cosas, quita bloqueos de frustración, ya que muchas veces el entrenamiento se convierte en nuestro peor enemigo…, no conseguimos los ritmos que nos habíamos marcados, estamos cansados, agotados…, no podemos más, y encima, empezamos a actuar sobre el destino final, nuestro reto…, no lo voy a conseguir…

Y por que no dedicar algo de tiempo, a imaginarte que corres, casi volando, que tus pies prácticamente no tocan el suelo, por que te sientes ligero, liviano, con ganas de volar, que podrías estar así días, y días, que nunca has tenido unas sensaciones tan buenas, que todo lo que hay alrededor es espectacular, el tiempo acompaña, la brisa nos empuja, los árboles nos animan, y el sol o la humedad es la perfecta.

Si disfrutamos de este estado durante unos minutos, nuestro cerebro lo va a agradecer, el recuerdo de este entrenamiento que nosotros nos podemos crear como lo queramos, nos va a dejar un recuerdo imborrable,  nos va a motivar, y nos va a ilusionar.

Esto es todo lo real que tu quieras, por que no deja de ser imaginación….

ACEPTACIÓN Vs CAMBIO

Qué pastilla vas a coger? La del cambio? o la de la aceptación?…

Esto no sólo pasa en Matrix con Neo, esta es la realidad de nuestro día a día…, que queremos? vivir  en la aceptación, o vivir en el cambio?

Pero hay que escoger entre un camino u otro, por que vivir en la indecisión, vivir en la incertidumbre, tiene consecuencias letales y colaterales, no sólo para nosotros, si no para las personas cercanas, ya que vivir en la duda constante, emite una frecuencia, que hace que todo lo que te rodee sean incertidumbres.

Por tanto, debemos escoger, por un  lado si nos “conformamos” o más bien aceptamos lo que tenemos, esto puede ser por ejemplo en el trabajo…, odio mi trabajo, no me gusta lo que hago, pero lo acepto, sé que esta es mi realidad, y es la que he escogido vivir, sé que podría haber otros trabajos, pero por el motivo que sea, por que no quiero arriesgar, o por que no soy de los que busca el cambio, o por que más vale lo malo conocido…, vivo en la ACEPTACIÓN de que este es mi trabajo, y esto es lo que tengo, de aquí no me salgo.

Por otro lado, vivir en el cambio, es saber que lo que tienes, no es lo que quieres, has pasado la fase de reconocimiento, por ejemplo del trabajo, esto no me gusta, no me agrada lo que hago, el día a día se me hace un infierno, y por tanto empiezo a vivir en el “CAMBIO”. Esto no es cambiar de un día para otro, es saber que quieres cambiar, y empezar a emitir en frecuencias cerebrales de cambio, para que se produzca el cambio.

Dónde está el peligro? en no saber si quieres la pastilla roja, o la azul, no te agrada lo que tienes, sabes que puedes tener algo mejor, pero no buscas el cambio, ni aceptas, ni cambias…

Esta es la incertidumbre, es un mal que nos acecha, en el que estamos engullidos en el día a día por la vida que hemos elegido vivir, y que nos decimos… “bueno, ya si eso mañana lo pienso”, pero mañana es igual que hoy, igual que ayer, e igual que pasado mañana.

Y cuando vives en la incertidumbre, la frecuencia no es buena, atraes dudas constantes a tu vida, a tu día a día.

No te queda más remedio que elegir, pastilla roja o pastilla azul, aceptación o cambio, por que en el fondo, sabes qué? que da igual, por que las cosas no son ni rojas ni azules, son como tú quieres que seas, y una vez escojas tu destino, vivirás la vida que tu consciente quiera vivir.

Espero que te haya gustado…

Be water…

Masaru Emoto, posiblemente no sepas quién es, o si… Para mi desde que conocí su experimento, es un ídolo, y me ha cambiado la vida.

Este japonés, lo que hizo fue someter a moléculas de agua a diferentes palabras y sonidos. El resultado es increíble. Moléculas de agua sometidas a palabras y música agradable, adquieren una forma brillante y bella. Moléculas sometidas a palabras negativas su forma se oscurece y se deforma.

Es posible que los pensamientos modifiquen la estructura del agua?

Y el ser humano, de qué está hecho? 70% agua?

Pueden alterarnos por tanto las etiquetas que nos ponemos, o que nos ponen los demás?

Por su puesto que si. Como seres cuánticos que somos, estos pensamientos nos alteran, somos lo que pensamos, y somos lo que pensamos en lo más profundo de nosotros.

Y en el deporte? Los pensamientos sobre victoria, triunfo, logro…, como pueden modificar nuestra estructura respecto a palabras frustración, derrota y fracaso?!?!

Te atreves a probarlo?? Yo ya lo estoy haciendo… 😉

Sitio web ofrecido por WordPress.com.

Subir ↑