Está claro que tienes un don, pero un don no gana 9 Rolland Garros, claro que no.

El secreto, como bien dijiste ayer es entrenar, entrenar y después entrenar, por que sólo de esa forma, y unido al don que tienes, eres capaz de hacer que lo difícil parezca fácil, y de conseguir esos puntos increíbles.

Y no sólo con entrenamiento físico, cada vez eres más fuerte mentalmente, cada vez tienes más tics que permiten evadirte de donde estás, secándote el sudor, sacándote el calzoncillo del culo, consigues pensar que estás sólo cuando sólo te están viendo millones de personas, que están pendientes de ti, unas para que ganes y salgas con la bandera de España y otras para que pierdas y no lo hagas.

Y cada punto que consigues, cada punto que colocas en la escuadra del campo, o pegado a la línea es fruto de horas y horas de entrenamiento, para conseguir que esos puntos vayan donde tienen que ir sin pensarlo, y es eso es en lo que eres especial, en que no piensas, simplemente fluyes por el campo, por que llegas con el trabajo de entrenamiento físico y mental hecho.

Por que tanto en el tenis, como en cualquier deporte, por mucho que tengas un don, sólo eres grande si entrenas, entrenas y entrenas. Ya lo dijo Tiger Woods hace algunos años, cuando le preguntaron que si era tan bueno por que tenía suerte y el contesto, que claro que si, que era suerte, y que entrenaba todos los días 8 horas para buscar la suerte.

Vaaaaaaamooooooosssss

Anuncios