La semana pasada me pasó lo que esperaba. Después del Ironman de Vitoria había empezado a entrenar cuando me lo pidió el cuerpo, a los dos días, y he seguido entrenando todo el mes, unos días más, y otros días menos, según las ganas y según el ritmo de las vacaciones. 

La semana pasada me metí algo de caña, más de lo normal, y lo pagué a finales de semana, resultado…, un merecido descanso, que me ha venido muy muy bien, el viernes no entrené, el sábado troté un poco por Alicante, hacía mucho calor, y no merecía la pena más que hacer un trote durante un rato, el domingo volví a descansar, y esta mañana de vuelta a la normalidad.

Aunque me he levantado más tarde de lo normal, ya que ayer llegamos tarde de viaje, he podido arañar 30´de estática, a ritmo suave, y luego un 3×2000 running a un ritmo decente, nada espectacular, pero si decente, para ir preparando las piernas.

Se presenta una semana movida, con buenos entrenamientos, tanto de calidad como de cantidad, para ir preparando el final de temporada, y las próximas pruebas del mes de septiembre y octubre. Este jueves hago una carrera de montaña EN cerceda, el sábado la Sanserunin, el 7 de septimbre el Half de Guadalajara, el 22 quizá la Madrid Lisboa ION Powerada, aún por confirmar, el 29 un duatlón sprint en Mejorada y el 5 de octubre el Ironman de Huelva…

Buen lunes a todos, y a por la última semana de agosto….

 

Anuncios